BODAS DE SANGRE Y SUITE FLAMENCA

COMPAÑIA ANTONIO GADES

Jueves, 29 de febrero, a las 20.00 h.

Viernes, 1  de marzo, a las 20.00h.

Sábado, 2 de marzo, a las 20.00 h.

Domingo, 3 de marzo, a las 19.00 h.

Lunes, 4 de marzo, a las 20.00 h.

Martes, 5 de marzo, a las 19.00 h.

De 5 a 30€
90 minutos.
Espectáculo bonificado para la función del jueves 29 de febrero.
Espectáculo recomendado para todos los públicos.

La Obra

Un ballet de Antonio Gades, inspirado en la obra homónima de Federico Garcia Lorca.

La compañía Antonio Gades visita Zaragoza por tercer año consecutivo, esta vez, en el marco de la gira conmemoración de los 50 años de la creación de la mítica coreografía Bodas de Sangre.

El doble programa se complementa con una suite flamenca, sello de identidad de quién ha sido uno de los grandes evolucionados del baile Flamenco sobre los escenarios del mundo.

La Fundación Antonio Gades, el Teatro Principal y la Academia de las Artes del Folclore y la Jota de Aragón quieren celebrar los tres años consecutivos de éxito, sobre las tablas del Teatro zaragozano, de la Compañía Antonio Gades, incluyendo en el programa una emocionante recuperación: el número de Jota que Gades coreografiase para su propia compañía en los años 70 y que nunca más había vuelto a ser interpretada.

Bodas de sange

Sinopsis

Bodas de Sangre:

Primera escena
La mañana de la boda, la Madre ayuda al Novio a vestir su traje de ceremonia. Durante la danza, la Madre descubre que el Novio lleva una navaja a la boda, y asustada se la quita. El Novio explica a su madre que la navaja no es sólo un objeto de muerte, sino que puede servir para otras acciones, como cortar un racimo de uvas o una flor imaginaria, que en ese momento saca y entrega a la Madre. No obstante esta se queda preocupada, y oyendo el galopar de un caballo que interpreta como un mal presagio, deja la navaja del Novio en la casa.

Segunda escena
En la mañana de la boda la mujer de Leonardo, que ya se encuentra vestida para ir a la ceremonia, espera la llegada de su marido. Mientras tanto, mece la cuna de su hijo y canta una nana, que se ve interrumpida por el mismo galopar del caballo que anteriormente ha escuchado la Madre del Novio. Entra Leonardo, adusto, sombrío, misterioso. Leonardo y su mujer bailan una danza de celos y reproches: Leonardo, en un rasgo de ternura, mece la cuna de su hijo, pero la mujer le quita a Leonardo la cuna del niño y sale de la escena.

Escena tercera
Leonardo, se queda solo en el escenario, pensativo, mirando a la lejanía, evocando a alguien. Ese alguien está lejos, pera la imaginación de Leonardo borra la distancia y su deseo se materializa: aparece la Novia, que en enaguas y corpiño, se deja vestir para la ceremonia de la boda. Da comienzo la danza del amor oculto. Leonardo abraza imaginariamente a la Novia. La Novia, en su casa, se acaricia, al unísono, su cuerpo como si sus manos fuesen las manos de Leonardo. En este acto de amor imaginario, Leonardo y la Novia toman su deseo por realidad, y se encuentran bailando juntos una danza llena de lirismo y sensualidad.

Escena cuarta
Suena un pasodoble. Los invitados, alegres, bailan agarrados a la manera de los pueblos. La Novia y el Novio bailan juntos; Leonardo está solo. Leonardo aprovecha la circunstancia de que su mujer departe con un invitado, para sacar a bailar a la Novia. La mujer de Leonardo, celosa, separa a su marido de la Novia, y un cantaor, para distraer la tensión creada, canta. El Novio y la Novia, jaleados por toda la boda, bailan, pero esta mira a Leonardo y se desvanece. La Novia se retira de la fiesta, y poco después lo hace Leonardo. Su mujer lo sorprende, y sale tras él.

Cuando la fiesta está en todo su apogeo entra la mujer de Leonardo, e interrumpiendo la algarabía exclamada que Leonardo y la Novia han huido juntos en el caballo. Ahora, sí, la Madre pide una navaja para su hijo. Cuando la tiene, la pone en manos del Novio, y le incita a que salga en busca de Leonardo para matarlo.

Escena quinta
Aparece Leonardo, a caballo, huyendo y abrazando a la Novia, que todavía viste el traje de la boda. Desaparecen. Entra en escena el Novio a caballo y tras él cuatro invitados a la boda que cabalgan en busca de Leonardo y la Novia.

Escena sexta
Se encuentra Leonardo con la Novia y el Novio. Descabalgan y se disponen a iniciar una pelea: cuando la Novia se intenta interponer entre ellos, la apartan. Sacan las navajas, y en el mayor de los silencios comienzan la lucha: es una lucha tensa, interminable como un recuerdo, larga como una agonía. Leonardo clava la navaja en el vientre del Novio, al mismo tiempo que éste la hunde en el costado del corazón de Leonardo. Leonardo y el Novio mueren en presencia de la Novia.

Suite Flamenca:

A partir de los bailes con los que Antonio Gades comenzó su carrera en solitario (ca. 1963) se fueron forjando los números que cinco años después pasarían denominarse Suite

Flamenca. Son números de baile flamenco tradicional bajo el prisma de Gades. Esta Suite fue representada por su Compañía, que incluía, entre otros, a Cristina Hoyos, su pareja de baile por más de veinte años, que a su vez había reemplazado a Curra Jiménez, partner de Antonio en sus primeros años. Esta Suite fue realizada por su compañía como la segunda parte de una «suite española» en la que bailan la jota, el vito, la muerte de Don Juan, el zapateado de Sarasate, y otros números que la Fundación tiene la intención de «reconstruir» y poner en escena en los próximos años.

La Suite Flamenca se compone de siete piezas que ofrecen una sorprendente representación de la estética del baile flamenco. Incluye solos, dúos y bailes de grupo, todas las formaciones del baile flamenco visto desde la perspectiva del propio Antonio Gades. Es una excelente oportunidad para ver una manera de bailar el flamenco que ya no se usa, que fue descrito en su día como vanguardista y considerado un clásico: Soleá, Soleá por Bulerías, Farruca, Zapateado, Tanguillo, Tangos de Málaga y Rumba.

FICHA ARTÍSTICA BODAS DE SANGRE:

Coreografía e iluminación:
Antonio Gades

Adaptación para ballet:
Alfredo Mañas

Espacio escénico y vestuario:
Francisco Nieva

Música:
Emilio de Diego; iAy, Mi Sombrero! Perelló y Monreal; Rumba, Felipe Campuzano. ‘Nana’ interpretada por Pepa Flores

Producción:
TAMIRÚ PRODUCCIONES ARTÍSTICAS, S.L

FICHA ARTÍSTICA SUITE FLAMENCA:

Coreografía e iluminación:
Antonio Gades

Coreografía Soleá por bulerías y Tanguillos:
Cristina Hoyos

Música:
Gades, Solera y Freire

Remontaje coreografía Jota de Gades
Dirección:
Stella Arauzo y Carmelo Artiaga

Asistente de dirección:
Álvaro Madrid

Con la colaboración de la Orquesta Sinfónica Ciudad de Zaragoza

Una producción de:
Tamirú Producciones Artísticas S.L. Eugenia Eiriz y María Esteve